La historia

La tumba más grande del mundo: el ejército de terracota y Occidente

La tumba más grande del mundo: el ejército de terracota y Occidente


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

>

Este video documental tiene como objetivo demostrar que China tuvo contacto con el mundo occidental de la antigua Grecia mucho antes de lo sugerido anteriormente. Usando el Ejército de Terracota como plantilla visual, estos científicos trabajan para encontrar más evidencia de esta antigua correlación.


El ejército de terracota y los caballos


Nombre chino:
秦陵 兵马俑 (Qinling Bingmayong)
Localización: Condado de Yanzhai, distrito de Lintong, a unos 1,5 km al este del mausoleo del emperador Qin Shihuang, ciudad de Xi'an, provincia de Shaanxi.
Hora de apertura: 8:30-18:00
Cómo llegar allá:
- Autobús: 306 (No.5), 307, 914, 915 o Línea especial 101.
- Desde el aeropuerto internacional de Xian Xianyang: Línea 2 del servicio de enlace con el aeropuerto hasta la estación de tren de Xian (25 RMB)
- Desde la estación de tren de Xian: Bus turístico no 5 (306), 914 o 915.
- taxi: alrededor de 120 a 200 RMB (dependiendo de dónde tome un taxi, pero aclare la tarifa con el conductor antes de salir al sitio)
Mejor momento para visitar: durante todo el año
Hora recomendada para una visita: 3 horas como mínimo


Una de las mayores atracciones de China y una obra maestra humana protegida por la UNESCO

Situada como una de las 10 principales atracciones de China, el ejército de terracota y los caballos es definitivamente un lugar pintoresco & quot; imperdible & quot; de la antigua ciudad de Xi'an, la & quot; Paz del Este & quot. Este museo militar subterráneo a gran escala es reconocido hoy como una de las excavaciones arqueológicas más importantes del siglo XX, un sitio histórico único nunca visto en ningún otro lugar del mundo. El ejército de terracota es la réplica del ejército enterrada de Emperador Qin Shihuang, el Primer Emperador de China, custodiando la tumba del Emperador en su vida futura y acompañándolo en su inmortalidad. Representando el poder militar de la dinastía Qin (211-206 a. C.), estas miles de figuras de tamaño natural dispuestas en una formación de batalla a gran escala son impresionantes por su tamaño, número y aspecto detallado. Hoy, más de 8.000 soldados, 130 carros con 520 caballos y 150 caballos de caballería se pueden ver en el sitio. Como una de las atracciones más famosas de China junto con la Gran Muralla o la Ciudad Prohibida, el lugar escénico de Terracotta Army and Horses atrae a miles de visitantes de todas partes del mundo. Ahora como parte de cualquier paquete turístico o visita a Xi'an y China, el sitio del Ejército de Terracota es el lugar de encuentro con el antiguo poder imperial de China y la gran cultura que floreció desde el comienzo de la dinastía Qin. Descubierto en 1974, el sitio ha sido clasificado como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO por su maravilla y su necesidad de preservación para las generaciones futuras. Hoy en día, los visitantes aún pueden notar el trabajo en curso de los arqueólogos en el sitio y en los tres pozos diferentes, una vista que da un significado aún más profundo a tal visita en China.

Historia alrededor del ejército de terracota y los caballos

Al visitar un lugar tan maravilloso, uno debe ser consciente de la gran historia que se esconde detrás de todos los lugares y carteles de información turística. De hecho, el ejército y los caballos de terracota está relacionado con la historia antigua temprana de China. Todo comenzó en el 246 a. C. cuando a la edad de 13 años, el emperador Qin Shi Huang, el primer emperador de China, ascendió al trono. El emperador más famoso en la historia de China porque fue quien unificó China hace 2200 años y le dio al país su nombre real, Qin Shihuang fue responsable de la creación de muchos de los edificios destacados de China, como la Gran Muralla, el Palacio de Verano y aquí. el sitio de Terracotta Army and Horses. Construido con el propósito de proteger la tumba del Emperador y mostrarle lealtad después de su muerte, el sitio de Terracotta Army and Horses estuvo en construcción durante 38 años, y se necesitaron alrededor de 700 000 trabajadores para completarlo. Aparte de las figuras de terracota, muchos tesoros enterrados y objetos de sacrificio, animales y personas habían acompañado al Emperador en su vida futura, un verdadero descubrimiento para los arqueólogos de hoy.

El sitio del Ejército había sido descubierto accidentalmente en 1974 por un granjero que estaba cavando un pozo cerca de su aldea. Al descubrir una cabeza de terracota que parecía un rostro humano pintado en colores muy brillantes, el granjero se la llevó a casa para mostrar su descubrimiento a su familia. Con curiosidad por saber de qué se trataba esta cabeza, prefirieron alertar a los funcionarios sobre el hallazgo y terminaron de llevarlos al mismo lugar donde el agricultor había encontrado la cabeza. Poco después, los arqueólogos y funcionarios se dieron cuenta de que el agricultor estaba en el origen del descubrimiento de uno de los sitios históricos más importantes del mundo: el ejército de terracota y los caballos del emperador Qin Shihuang. Al extender las excavaciones, los científicos descubrieron por primera vez el pozo número 1, la bóveda más grande de las tres que se pueden ver en la actualidad. Desde entonces, el agricultor ha visto su vida completamente cambiada ya que ahora es una celebridad firmando autógrafos y que los viajeros pueden encontrarse en la entrada del sitio turístico del Ejército de Terracota. Poco después del descubrimiento, el Consejo de Estado autorizó la construcción de un museo en el sitio y, en 1976, se descubrieron otros dos pozos a solo 20 a 25 metros del primer pozo. Lugar precioso para la historia y la humanidad de China, el ejército y los caballos de terracota ha sido incluido en la lista de la UNESCO en 1987, uno de los mayores descubrimientos del siglo XX.

Emperador Qin Shihuang y ndash La búsqueda de la inmortalidad

En la historia de China, el emperador Qin Shihuang (秦始皇) es reconocido como el primer emperador que unificó a China y estableció un país feudal unificado. Gobernando desde el 221 a. C. hasta el 210 a. C., el emperador fue un excelente gobernante político, aunque fue un famoso tirano que contribuyó mucho a la antigua China.

El emperador originalmente se llamaba & quotYingzheng & quot (嬴政), hijo del rey Zhuangxiang de Qin y concubina Zhao ji, aunque ha surgido cierta controversia en torno a este nacimiento y el carácter real del padre. Con su padre muriendo cuando solo tenía 13 años, el niño tomó su nombre imperial de "Qin Shihuang" (Emperador Amarillo de Qin) y ascendió al trono supervisado por un regente: Lv Buwei, quien finalmente tenía la ambición de derrocar a Qin Shihuang. Al estar cerrada a la madre del pequeño Emperador, Zhao ji, Lv Buwei tuvo dos hijos con ella y luego fue desterrada de la corte mientras Zhao ji terminó bajo arresto domiciliario en la corte. Bueno en el manejo de asuntos civiles y militares, Qin Shi Huang logró progresivamente unificar los otros seis estados durante el Período de los Reinos Combatientes (475 a. C.-221 a. C.) mientras frustraba planes para matarlo muchas veces. Esto fue después del establecimiento de la dinastía Qin (211-206 a. C.) que el Emperador reformó muchas partes importantes del Reino. Reformando la institución, la medición, el dinero corriente, las leyes, etc., Qin Shihuang fue un gran emperador, pero también un raro tirano que es reconocido como el más importante para la construcción más temprana de China.

En el origen de muchas construcciones a gran escala, el Primer Emperador ordenó a saber excavar el canal Ling, construyó la Gran Muralla, más de 700 palacios alrededor y fuera de la provincia central de Shaanxi. Obsesionado por la inmortalidad, el Emperador ordenó la construcción del Ejército y los Caballos de Terracota para protegerlo en el más allá y alcanzar la inmortalidad. Matando a miles de personas sin respetar su gobierno, el Emperador Amarillo es sin duda uno de los Emperadores más temidos de su época, pero un Emperador que logró tremendos planes para el futuro de China.

Datos generales del lugar escénico del ejército y los caballos de terracota

Desde el descubrimiento de la primera cabeza de un guerrero de terracota en 1974, los arqueólogos que todavía trabajan en el sitio han descubierto un total de tres hoyos y algún accesorio. Mirando hacia el este, este museo cubre un área de 16,300 m 2 con los 3 pozos llenos de más de 8,000 guerreros y caballos de terracota y más de 40,000 armas de bronce, todas pareciendo soldados de guardia para el Emperador Amarillo de Qin. El ejército de terracota y los caballos consta de 3 secciones (también llamadas & quot bóvedas & quot o & quotpits & quot), una serie de pozos de accesorios y una sala de exposiciones.

Pozo No. 1: (14.260 m 2, 210 metros de largo, 62 metros de ancho y 4.5 a 6.5 metros de alto)

Este es el pozo más grande, el primero descubierto y el más famoso que se puede ver en la mayoría de las imágenes del Ejército de Terracota. Compuesto por 3 líneas de guerreros de arcilla horizontales, seguidas por varias columnas de 6.000 guerreros de terracota en primer plano, y seguidas por 35 carros tirados por caballos en el fondo, Pit No.1 exhibe carros de terracota y guerreros desde su inauguración en 1979. El excavado Las esculturas incluyen más de 1,000 guerreros, 8 carros de guerra, 32 caballos y alrededor de mil vasijas de bronce. Todos los guerreros parecen estar bien preparados para la batalla. En ese foso se han realizado un total de tres trabajos de excavación, el primero en 1974 y el segundo en 1985. La tercera excavación del Foso N ° 1 se inició en junio de 2009, tras lo cual nuevas reliquias de 2 carros de guerra, más de Se han excavado 20 guerreros de terracota y muchos componentes de vehículos y armas de bronce. Con el fin de proteger el sitio, se ha construido una gran sala abovedada sobre el foso, lo que proporciona al foso una buena ventilación y condiciones de luz natural para su conservación. Al mirar cuidadosamente los pozos, uno verá que cada tres metros, una pared de charcos separa al ejército subterráneo en diferentes columnas. Fortificado con columnas de madera, tierra y juncos, algunos de ellos aún colapsaron sobre las esculturas. En los lados norte y sur de la formación de guerra, hay 180 guerreros que sirven como guardias de flanco mirando al este y al oeste para protegerse del enemigo. Realistas, los soldados son un espectáculo realmente impresionante para cualquiera, dando una impresión profunda de lo que los artesanos crearon hace unos 2.000 años. En la parte superior de las figuras de terracota, se encontraron muchas armas, incluidas armas de bronce, en una conservación aún buena que muestra el alto nivel de tecnología de materiales que ya se estaba produciendo en ese período de tiempo en China. Originalmente todo pintado en colores brillantes, la luz natural y las técnicas de excavación no pudieron evitar que los colores se desvanecieran con los años. Al visitar el Museo, los visitantes deben imaginarse al primer granjero que descubre un sitio de guerreros pintados en rojo, negro, blanco, rosa y verde. Actualmente, más de diez piezas de guerreros de terracota de colores se han protegido mediante el uso de tecnología moderna. La tercera excavación del Pozo No.1 está llena de maravillosas expectativas sobre las que a los científicos les gusta especular. El trabajo de excavación del Ejército de Terracota aún continúa.

Pozo No. 2: (7,176 yardas cuadradas, 96 metros de largo, 84 metros de ancho y 5 metros de alto)

Ubicado a 20 m al noreste del pozo No.1, la segunda bóveda se encontró en 1976. En forma de L y el más espectacular de los tres pozos, contiene más de 1300 guerreros y 90 carros, ballesteros, caballería e infantería y miles de armas de bronce. dio a conocer al público en 1994. Las formaciones de combate son más complejas en ese pozo a medida que las unidades de las fuerzas armadas son más completas. El hoyo 2 es donde se ve al curioso guerrero de cara verde sobre el que reflexionan muchos científicos desde su descubrimiento. Este pozo se puede dividir en 4 secciones:

- Sección 1 - Escuadrón guerrero ballestero: Esquina este del foso, forma cuadrada, 4 pasillos alrededor de los cuatro lados con 60 ballesteros en posición de pie, 4 pasillos este-oeste donde 160 ballesteros están alineados en posición de cuclillas.

- Sección 2 - Chariot Commander Warrior Squad y carros tirados por caballos: A la derecha del foso, 64 carros de guerra divididos en 8 filas, cada una tirada por 4 caballos de tamaño natural, 3 guerreros parados uno al lado del otro detrás del carro, con el del medio conduciendo el carruaje.

- Sección 3 - Escuadrón de guerreros de vehículos, de infantería y de caballería: Centro del foso, formación de combate rectangular, 264 soldados de infantería, 8 jinetes, 19 carros de guerra.

- Sección 4 - Escuadrón de guerreros de caballería: A la izquierda del foso, 3 pasillos de este a oeste, soldados de caballería alineados.

Estas 4 secciones del Pozo No.2 conforman una fortaleza inexpugnable contra el enemigo.

Hoyo No. 3: (aproximadamente 520 m 2, 21,4 metros de largo, 17,6 metros de ancho y 5,3 metros de alto)

Pareciendo el cuartel general de mando de las fuerzas armadas, el pozo No 3 está situado a 25 metros al noroeste del pozo No 1, descubierto en 1976, el pozo más pequeño de los tres. La bóveda con la forma exacta de & quot 凹 & quot (carácter chino) contiene 68 guerreros, armas de bronce, así como decoraciones de oro, piedra y bronce, un carro de guerra y 4 caballos, exhibidos desde 1989 al público. Lo que atrae la atención de todos los visitantes es el hecho de que muchos de los guerreros que se ven en ese pozo no tienen cabeza. ¿Por qué? Los arqueólogos creen que estos guerreros tenían cabezas cuando se produjeron originalmente hace unos 2.000 años, pero debido a muchos robos de vándalos, que en la antigüedad, no tenían idea de qué se trataba el sitio, muchas cabezas han desaparecido. Aún así, el esplendor del pozo número 3 es asombroso y hace que todos se maravillen de lo que estaba ocurriendo allí hace miles de años.

Aparte de estos tres pozos, se han encontrado otros pozos más pequeños, conocidos como pozos accesorios, cerca de los tres principales. Los & quot; cementerios de quotartisans & quot, los & quot; pozos de matanza & quot, los & quot; pozos estables & quot y los & quot; pozos de pájaros y animales raros & quot son los nombres que se les dan.

Pozo de los cementerios de los artesanos: Se han encontrado un total de 3 cementerios de artesanos cerca del mausoleo del emperador Qin Shihuang. Se han encontrado más de un centenar de esqueletos en este pozo, todos apretujados en 32 tumbas. Compuesto en su mayoría por hombres (aún se encontraron una mujer y un niño), estas personas supuestamente fueron obligadas a trabajar para el Emperador hasta la muerte del Emperador cuando todos murieron vivos en una tumba. Todas las posiciones en diferentes direcciones, las cabezas de los esqueletos muestran que fueron enterrados apresuradamente por el gobierno tiránico.

Pozos de matanza: De los 17 pozos de sacrificio encontrados en el área, hasta ahora se han excavado 8 de ellos. Contiene espadas de bronce y esqueletos de cinco hombres y dos mujeres de entre 20 y 30 años. Más de 200 objetos funerarios como huesos de animales, adornos de oro, plata, cobre, jade, trabajos de laca y seda también se encontraron en los pozos. Ricos ornamentos y objetos, se han planteado interrogantes en torno a las personas enterradas en el lugar.

Pozos estables: En el mausoleo del emperador Qin Shihuang, se han encontrado dos sitios que contienen pozos estables. Algunos de los pozos contenían caballos, mientras que otros solo una estatua de un guerrero de terracota arrodillado. Al igual que para los artesanos, se cree que los caballos fueron enterrados vivos porque las cuatro extremidades parecen ser rastros del animal que lucha. Todo esto refleja una vez más el trato del Primer Emperador con las vidas humanas. Al hacer esto, quería llevar todo lo que tenía consigo al más allá, para poder continuar con su lujosa vida. Esta dramática idea fue adoptada gradualmente por los emperadores de las dinastías chinas posteriores.

Pozo de aves y animales raros: El más grande de todos los pozos de accesorios, los pájaros raros y el pozo de animales era un lugar para que el espíritu de Qin Shihuang cazara en el más allá. Un total de 31 pozos están dispuestos en el área, pero hasta ahora solo dos de ellos han sido excavados. Curiosamente, se descubrieron ataúdes en los pozos, dentro de los cuales se encontraron esqueletos de animales que se cree que eran ciervos. Hoy se cree que las estatuas de guerreros arrodillados que se encuentran en los pozos con los animales simbolizan los comederos de las raras aves y animales de la corte imperial.

La sala de exposiciones: es donde ver los Carros de Bronce y el museo alrededor del descubrimiento de todo el sitio, así como el ranking de la UNESCO del Ejército de Terracota. Hay reliquias alrededor de los visitantes más famosos que vienen al museo desde su apertura.

Desde el comienzo del trabajo de los científicos en los tres pozos, se han desenterrado más de 7.000 soldados de terracota, caballos, carros e incluso armas, la mayoría de ellos restaurados a su antigua grandeza. A diferencia de cualquier otro en términos de rasgos y expresiones faciales, vestimenta, peinado y gestos, los guerreros de terracota son un tesoro de civilización que muestra cómo China ya era una de las civilizaciones más avanzadas de su época hace unos 2.000 años. En los pozos se pueden encontrar todo tipo de rangos militares: jinetes, portadores de arcos largos, arqueros, oficiales superiores y generales, posicionados en estricta conformidad con el antiguo Arte de la Guerra. Una maravilla para los ojos y el rico conocimiento cultural que se ofrece a los científicos e historiadores de China y del mundo. Todas estas figuras de terracota transportan a los viajeros a otro mundo, a la época de los Antiguos Estados en Guerra, cuando emperadores, reinos y guerras se trataba de todo. El ejército y los caballos del emperador Qin Shihuang son un tesoro de la civilización antigua, un tesoro para el pueblo chino.

Artesanos expertos en caballos y ejército de terracota

Asombrados por la obra maestra humana a gran escala descubierta en 1974, los arqueólogos comenzaron a preguntarse acerca de los mismos artesanos que construyen todos estos pozos y cada parte de los más de 8,000 guerreros y caballos excavados. Durante su trabajo de reparación, algunos descubrieron nombres tallados en los cuerpos (caderas, debajo de los brazos y hellip) de las esculturas. Se escribieron un total de 87 nombres de personas que después de algunas investigaciones resultaron ser el de maestros artesanos. Reclutados por el Emperador Qin, los innumerables artesanos expertos vinieron de todas partes del Reino Qin. Cada uno de ellos molido a mano para lograr un grosor perfecto, los guerreros, caballos, carros y esculturas artesanales de bronce intentaron reproducir la realidad a la perfección. Un trabajo duro que tardó meses en realizarse. Se ha estimado que se necesitan unos 3.600 artesanos para crear una armadura completa durante un año. Precioso testimonio de su condición de vida y trabajo durante la elaboración de este ejército, unas letras escondidas en tiras de bambú encontradas en los pozos mostraban lo dura que era la vida:

"Tengo que trabajar con cuidado todos los días, si pinto las armas incorrectamente, mi oficial me castigará muy severamente".

Su destino ya estaba sellado cuando fueron contratados por Emperador Qin Shihuang Durante el gobierno, los artesanos que quedaban vivos cuando murió el Emperador recibieron la orden de ser enterrados vivos en los pasajes de la tumba, para que no se revelara el secreto del Mausoleo y su ubicación. Fieles a su maestro y emperador, los hábiles artesanos fueron víctimas de la poderosa pero tiránica era de el primer emperador de China.

Al visitar el sitio escénico Terracotta Army and Horses, no se puede negar que el museo es de una creación artística variada y vívida llena de ingenio para ese período de tiempo. Para su realización, se fabricaron decenas de miles de estatuas individuales humanas y animales dentro de una serie de procesos meticulosamente realizados por los más de 700 000 trabajadores que trabajan en esta obra maestra.

Creación de guerreros de terracota

La creación de un guerrero de terracota sigue un método drástico que comienza con el moldeado de las piernas, el cuerpo y los brazos es una sola pieza de terracota. La cabeza se fabrica por separado para luego colocarla en el cuello. Cada guerrero se diferencia entre sí en su peinado, gesto y apariencia, lo que es aún más impresionante considerando los más de 8,000 guerreros excavados en los tres pozos por los arqueólogos. Ya hábiles en el uso de pequeños detalles para expresar diferentes personajes y estados mentales, los artesanos de Qin estaban interesados ​​en realizar el mejor ejército que se pareciera al real para acompañar al Emperador en su vida futura. Los ojos de cada guerrero difieren entre sí, ya que esa es la parte del cuerpo humano que representa una ventana al corazón de un hombre. Por ejemplo, los guerreros astutos fueron creados con cejas elegantes y ojos, soldados valientes con ojos abiertos y fijos, soldados simples y honestos con una cabeza grande, rostro ancho, cejas pobladas y ojos grandes. En general, los guerreros de ojos entornados y sonrisa tierna muestran su confianza para ganar la guerra, mientras que el de ojos muy abiertos como en una furia muestra su odio hacia el enemigo. Se supone que los soldados que miran hacia abajo son los tímidos y callados, el que mira hacia adelante tiene globos oculares en el centro de los párpados, mientras que el que mira hacia arriba tiene los ojos ligeramente hacia arriba. Al diferir en términos de apariencia, los guerreros también difieren en términos de rango militar. Se pueden observar tres rangos militares que se diferencian fácilmente de uno a otro: el simple soldado, el noble oficial y el gran general. Vivo por el magnífico trabajo realizado por los artesanos en las esculturas y original porque ha sido el único lugar donde se han notado trabajos tan meticulosos, el ejército de terracota y los caballos es una obra maestra humana.

Guerrero de cara verde

Al visitar el Ejército de Terracota y los Caballos de hoy, los visitantes ven las esculturas sin un solo color, solo del color natural de la terracota. Sin embargo, cuando el primer granjero y los arqueólogos descubrieron el sitio, todos los guerreros estaban en colores brillantes, cada parte del cuerpo recuperada por una diferente, dando a los soldados un aspecto y un aspecto aún más vívidos.

En el Pozo No.2, donde se encuentran unas 1.500 figuras, se encuentra un soldado de rostro verde único que se diferencia de los demás por sus extraños colores. Despertando la curiosidad e interés de los arqueólogos, el rostro, el cuello y las orejas del soldado están pintados de verde claro (mientras que otros están pintados de rosa), las cejas y la barba en negro, la banda para el pelo en rojo escarlata y el moño pintado en ocre. Aún en debate por la razón por la que se pintó de esta manera, se han hecho algunas hipótesis como que fue solo un puro error, o que estaba ahí para intentar asustar a los enemigos, o demostrar la valentía de todos los soldados y el poder de los ejército, o finalmente que era un francotirador en camuflaje & hellip Hipótesis que, obviamente, carecen de evidencia científica y aún no revelan el misterio sobre la cara verde del soldado. Preciosos y delicados los colores de los guerreros se han desvanecido con la luz natural porque estaba compuesta por una capa inferior orgánica marrón de laca china, teñida con varios colores.

Vestimenta de guerreros de terracota

Al admirar las esculturas de los Guerreros de Terracota, uno debe notar los muchos detalles con los que se confeccionaron los vestidos de los soldados, oficiales y generales. Adoptando el tipo realista de vestimenta que los guerreros posiblemente usaban durante las peleas, los rangos militares de los Guerreros de Terracota se pueden diferenciar de esta manera y también por su peinado y sombrero.

El general: chaqueta larga doble, sombrero con cresta, pantalón largo, protector de muslo, par de botas con punta de apertura cuadrada y cabeza uniforme, con un aspecto grandioso e impresionante.

El oficial de nivel medio: dos tipos de aderezo.
- chaqueta larga, protector de muslos, botas con punta abatible de abertura cuadrada, placa de pecho adornada con encaje y sombrero doble largo
- Vestido de cuello alto abrochado en el lado derecho, protector de muslo, botas con punta abatible de abertura cuadrada y pieza de armadura cubierta con borde liso y encaje.

El oficial subalterno: chaqueta larga, pieza de armadura, sombrero largo, par de zapatos bajos y protector de muslo. Algunos no usan armaduras y luchan con equipo ligero.

El soldado: tres tipos de aderezo.
- chaqueta larga, pantalones cortos, par de zapatos poco profundos, peinado con un mechón de cabello apretado en el lado derecho de la cabeza, ensamblado con polainas y armadura en la espalda
- similar al primero pero con pañuelo rojo en la cabeza
- similar al segundo pero con peines planos en la parte posterior de la cabeza en lugar de usar pañuelos.

Las caballerías: Hu vestido, armaduras hasta la cintura y sombreros pequeños redondos, sostienen el arco y la flecha en una mano, con las riendas en la otra.

Los conductores de carros: Vístete de dos maneras.
- chaquetas largas, armaduras, sombreros largos, zapatos poco profundos y armados con leggings.
- Protección estricta del cuerpo: placas cuadradas que protegen el cuello y los dos brazos para conectar con protectores de manos.

Carros de bronce y caballos de terracota

De los tres pozos que componen el Museo del Ejército y Caballos de Terracota, en 1980 se desenterraron dos maquetas a gran escala de carros y caballos de bronce, a unos 20 metros al este del mausoleo del emperador Qin Shihuang. Dañados por la erosión natural y la humedad de los últimos 2.000 años porque estaban hechos de madera, bronce y lingotes de fundición, los dos carros se dieron a conocer al público por primera vez en 1983 y 1988. Además del gran tesoro arqueológico de la nación, los dos carros son una joya de arte que viene directamente de la Era Qin.

- Carro No 1: (225 x 126 x 70 cm) vehículo de dos ruedas tirado por un equipo de cuatro fuertes caballos, solo un asiento para el conductor con una gran sombrilla que brinda sombra del sol.
- Carro No. 2: (317 (largo) x 106 (alto) cm) uno más grande, caballos ricamente adornados con engranajes de oro y plata, tres ventanas, techo en forma de paraguas.

Varias artesanías de bronce excavadas

Las investigaciones arqueológicas realizadas en los tres pozos desde el primer descubrimiento en 1974 hicieron muchos descubrimientos magníficos de artesanías de bronce provenientes directamente de la dinastía Qin. Brazos de bronce que incluyen espadas, lanzas, cimitarras, garfios, alabardas, cuchillo curvo y una gran cantidad de ballestas y puntas de flecha son la mayoría de los hallazgos de los científicos en los pozos. A pesar de los 2.000 años de antigüedad de las armas, su conservación había sido una de las más notadas por los arqueólogos, ya que muchas de ellas siguen brillando, afiladas y nuevas, un armamento exquisito que demuestra que la tecnología metalúrgica en ese momento ya estaba avanzada. Por ejemplo, las superficies de las espadas se recubrieron con una película de óxido de 10 micrones de espesor que contenía un 2% de cromo, una tecnología de oxidación que no se dominó hasta hace poco y que requiere tanto de equipos como de procesos complejos en nuestros tiempos modernos: un descubrimiento que lo hace todo. Los científicos se preguntan sobre la receta secreta de los artesanos.

Grúas de bronce

En un foso accesorio (foso n. ° 7, solo 30 yardas cuadradas) ubicado a solo unos metros del mausoleo real se encontraron muchas grúas de bronce, pájaros, artículos, etc. historia de la arqueología del Mausoleo de Qin. En referencia directa a la cultura tradicional china, la posición de la grúa es la segunda después del santo fénix que se puede ver en muchas artesanías, brocados u ornamentos arquitectónicos en China. Rey de la longevidad (también lo hace la tortuga), las grullas reflejan el largo y preciado deseo de inmortalidad del emperador Qin Shihuang.

Figuras acrobáticas (Baixi Yong)

Al excavar los pozos, los científicos encontraron algunos guerreros de terracota curiosos en posiciones acrobáticas junto con los utensilios que usaban para la actuación. Aunque dañadas por los últimos 2.000 años, las figuras aún pueden analizarse Desnudas de cintura para arriba y con gruesas faldas cortas, las esculturas acrobáticas se desmayan para jugar a la lucha libre, levantamiento de pesas, bailes y otras actuaciones. Estas figuras acrobáticas son muy diferentes de los guerreros de terracota de aspecto solemne en términos de gesto, vestimenta y expresión. Allí descubrimiento agregar un nuevo grupo a los guerreros de terracota de Qin, que supuestamente nos muestra el colorido arte y entretenimiento acrobático que solía proceder en la corte imperial de Qin Shihuang.


Emperador joven

Ying Zheng tomó el trono en 246 a. C. a la edad de 13 años. Hacia el 221 a. C. había unificado una colección de reinos en guerra y tomó el nombre de Qin Shi Huang Di, el Primer Emperador de Qin.

Durante su gobierno, Qin estandarizó las monedas, los pesos y las medidas entre los estados con canales y carreteras y se le atribuye la construcción de la primera versión de la Gran Muralla.

Según los escritos del historiador de la corte Siam Qian durante la siguiente dinastía Han, Qin ordenó la construcción del mausoleo poco después de tomar el trono. Más de 700.000 trabajadores trabajaron en el proyecto, que se detuvo en 209 a. C. en medio de levantamientos un año después de la muerte de Qin.

Hasta la fecha, se han excavado parcialmente cuatro pozos. Tres están llenos de soldados de terracota, carros tirados por caballos y armas. El cuarto pozo está vacío, un testimonio de la construcción inacabada original.

Los arqueólogos estiman que los pozos pueden contener hasta 8.000 figuras, pero es posible que nunca se sepa el total.


5. Las armas desenterradas muestran las técnicas metalúrgicas altamente desarrolladas de China hace más de 2.200 años.

Se han desenterrado más de 40.000 piezas de armas de bronce en los pozos de los Guerreros de terracota, la mayoría de las cuales están revestidas de cobre. Además, hay muchas espadas, dagas, ballestas, puntas de flecha, garfios, lanzas, alabardas, lanzas y hachas. Todas las armas estaban bien fabricadas. Las superficies de las espadas habían sido sometidas a un tratamiento antioxidante, por lo que tenían buenas propiedades anticorrosivas y antioxidantes. Aunque han estado enterradas bajo tierra durante más de 2.200 años, las hojas aún brillan y permanecen afiladas. Estas finas armas demuestran que las técnicas metalúrgicas de China ya habían alcanzado un nivel avanzado en la dinastía Qin, un milagro en la historia de la metalurgia.


Power: spotlight - El ejército de terracota del emperador Qin Shi Huangdi

El primer emperador de China fue Qin Shi Huangdi. Primero, se convirtió en rey del estado de Qin (pronunciado "Chin") a la edad de trece años. Finalmente, derrotó a los gobernantes de todos los estados chinos competidores, unificando a China y declarándose a sí mismo "Primer Emperador de la Dinastía Qin" (Qin Shi Huangdi). Comenzó la construcción de su vasta tumba tan pronto como asumió el trono, y tardó 38 años en terminar, incluso con unos 700.000 presos trabajando durante los últimos 13 años de construcción. Estos grandes números son, en sí mismos, demostraciones del tremendo poder del emperador, y el trabajo claramente lleva la huella de sus asombrosos trabajos.

Como emperador, fue represivo: prohibió y quemó los libros confucianos y ejecutó a los eruditos que los escribieron y estudiaron. Como era de esperar, hubo al menos dos intentos de asesinarlo.

Mausoleo del emperador Qin Shi Huangdi hoy, (foto: CC BY-SA 3.0)

Elementos visuales

Cuando se completó la tumba, se cubrió de hierba y árboles, para que pareciera una parte natural del paisaje.

Hoy, desde el exterior, el túmulo funerario de Qin Shi Huangdi parece una colina. Esto explica cómo la enorme tumba pudo haber permanecido oculta hasta 1974, cuando los aldeanos rurales la descubrieron accidentalmente mientras cavaban un pozo. Se mezcló con su entorno, pareciendo una colina de las montañas Li.

Plano del complejo de la tumba, mausoleo del emperador Qin Shi Huangdi (diagrama Weixing Zhang)

Como muestra el plano del complejo de la tumba, la tumba en sí estaba rodeada por una gran cantidad de otros entierros, incluidos tres pozos que contenían guerreros hechos de terracota (que se conocen hoy como el & # 8220Terracotta Army & # 8221). También había un pozo lleno con los restos de animales exóticos y las tumbas de seguidores ejecutados en el momento del entierro.

Hasta ahora, se han descubierto aproximadamente 7.000 figuras de terracota y 100 carros de madera en los pozos 1, 2 y 3.

Pozo 1, Ejército del Primer Emperador, dinastía Qin, Lintong, China, c. 210 a.E.C., terracota pintada (foto: mararie, CC BY-SA 2.0,

Cuando miramos las vastas filas de los 6.000 soldados del ejército en el Pozo 1 (el más grande encontrado hasta ahora), vemos una vista que nadie había visto durante más de dos mil años, desde el momento en que se sellaron las tumbas hasta las excavaciones. de la década de 1970. Las figuras se colocaron en canales pavimentados de tierra, se reforzaron con tablas de madera y luego se enterraron.

Los soldados están dispuestos en formación de batalla, con una vanguardia de arqueros rodeando al grueso del ejército. Las manos de los arqueros ahora están vacías, pero originalmente sostenían arcos de madera, de los cuales sobreviven algunos rastros. Estos arcos de madera, junto con las armas de bronce que sostenían otros soldados, les habrían dado a los soldados una apariencia más naturalista.

Vista frontal y posterior del arquero arrodillado, mausoleo del emperador Qin Shi Huangdi

Patrón y repetición

En su conjunto, la distribución y el diseño del ejército enfatiza el patrón y la repetición. Los soldados son todos de tamaño muy similar, un poco más grandes que la vida, y están de pie en poses repetidas. Están dispuestos en filas consistentes, lo que establece un patrón muy regular. También crea un sentido de unidad, que es un ideal que generalmente buscan los ejércitos reales. These soldiers are clearly, through their unified appearances, collectively working to express, enforce and protect the power of the emperor, even as he lies in his grave. There is, though, variety throughout the army, enlivening the whole with small, humanizing differences in features and costume.

The scale of the project is hard to comprehend. This is not a token set of guards around the imperial tomb, but a complete army, from foot soldiers and cavalrymen to generals. To get a sense of these figures, we will look first at an archer from Pit 2. The archer wears a long robe and armor over his torso and shoulders and kneels on his right knee. He originally held a bronze crossbow, a weapon that shot heavier arrows faster and farther than bows.

His armor is quite detailed. The immensity of the labor required to produce the thousands of figures is stressed by viewing the figure from the back, revealing the attention paid even to the sole of his shoe. It bears three different patterns in the tread, to differentiate heel, center and toe. The care taken over such a minor detail emphasizes the power of the patron, and the vastness of his wealth.

Still, while there is great attention to detail, which suggests the individuality of the figures, there are also techniques used to grant the whole composition its consistent and impressive unity. The most obvious method used to create a sense of unity is the depiction of their armor: since they are an army, they are dressed in very consistent uniforms. There are, though, subtler techniques used to suggest that the figures are not actually individual portraits but slightly differentiated versions of a generalized, idealized soldier. The folds of the archer’s clothing, for example, are stylized: we know that the heavy cuts into the surface of the terracotta represent folds in heavy cloth, but they do so in a generalized way, rather than seeming like each was carefully copied from reality.

Individualized but abstracted and idealized

The figure’s face is also at once individualized and slightly abstracted. Its sense of individuality does not come from intense verism, from the rendering of every wrinkle and imperfection, but from the lively and alert expression. All of the features are smoothed out, made angular. Some of the figures bear bushy moustaches and beards or thick eyebrows, but this figure’s features are all more minimally presented. The halves of his moustache are flat planes, and his eyebrows are smooth ridges.

All of the artist’s efforts here seem to be focused on his watchful state. The figure, like all of the thousands at the site, is idealized. The archer appears to be youthful and strong. His face is highly symmetrical, though this is humanized by his off-center top-knot of hair. He, like all those around him, is an ideal soldier to serve in the emperor’s imposing army.

Chariots

Equally impressive are the great chariots, including the war chariot. These were found just outside the actual burial of Qin Shi Huangdi (which remains unexcavated at this time). Two bronze chariots were found, one considered a war chariot and the other a peace chariot. Both chariots were found in fragments but have been restored. They are about half life-size, and intricately designed. The war chariot contains gold and silver embellishments on the canopy pole and the horses’ bridles, as well as other parts of their tack.

War Chariot, Mausoleum of Emperor Qin Shi Huangdi, c. 210 B.C.E. (photo: Tiffany, CC BY-NC 2.0)

The horses are depicted in much the same style as the terracotta figures, with a delicate balance between naturalism and stylization. Their heads and bodies are somewhat generalized, so that we do not see veins or tendons standing out beneath the hide, for example, and yet they are still quite lively. Their ears are perked up as if with attention, their heads tossing as they bite their bits. They were originally painted white, with red tongues, which would have granted them an even more lively appearance.

The horses, like the soldiers, are each individualized, and yet clearly all part of a cohesive team. They are all of the same size, and wear similar gear, but they differ in subtleties of the nostrils and eyes, for example. A crossbow hangs within easy reach of the driver, elaborately decorated with patterns. A quiver containing 54 bronze arrows of two different types — diamond-shaped and flat tipped — was found hanging from the inside of the chariot’s rail. Once the emperor died and his dynasty was quickly disintegrating, mobs plundered the tomb and took the weapons because they could be used.

Cultural context

The burial of Qin Shi Huangdi reflects the worldly power of the emperor. In ancient China, very elaborate burials were standard features of imperial court practice, and were copied by lesser members of the aristocracy, as well. In the earlier Shang Dynasty (c. sixteenth-eleventh century B.C.E.), rulers were buried with lavish possessions (as well as with their servants — human sacrifices were also common in the Shang Dynasty, and continued through successive periods).

By the time that Qin Shi Huangdi commissioned his elaborate tomb, these practices were already ancient, and set the precedent for his ritual specialists to follow. Sima Qian’s Shiji (Historical Records) provides an account of the tomb (Sima Qian is considered the first major historian of China he wrote during the Han Dynasty that succeeded the Qin). His description attests to the continued practice of human sacrifices, as well as the to great measures taken to secure the tomb against raiders seeking its riches.

The tomb vault was dug through three underground streams and the coffins were cast in copper. Palaces were built within the burial mound and the burial chamber itself was a rich repository full of precious and rare treasures. Artisans were commanded to contrive gadgets controlling hidden arrows so that if tomb robbers approached they would be bound to touch the gadgets and so trigger the arrows. On the floor of the vault mercury representing the rivers and seas was kept flowing by mechanical devices. The dome of the vault was decorated with the sun, moon and stars, and the ground depicted the nine regions and five mountains of China. … At the entombment the Second Emperor decreed that it was not fitting that the childless concubines of the First Emperor should be allowed to leave the imperial palace and should all be buried with the Emperor. Thus the number of those who died was very great. As quoted in Zhang Wenli, The Qin Terracotta Army: Treasures of Lintong (London: Scala Books, 1996),
14-16.

Horses, Mausoleum of Emperor Qin Shi Huangdi (photo: Erwyn van der Meer, CC BY-NC-ND 2.0)

Like most imperial burials in China, Qin Shi Huangdi’s burial chamber remains sealed, and so this early account of its vaults and surroundings has not yet been confirmed (though there are heavy concentrations of mercury in the soil around it, suggesting at least some accuracy).

But why would an emperor wish to be buried with a terracotta army, with bronze chariots and teams of horses, and even with his concubines?

In ancient China, death was seen not as the complete end to an individual but rather, a new stage in life. Therefore, the army was intended not only to demonstrate the emperor’s power in this life, but also to extend that same power into the world of the dead.

Admittedly biased Confucian historians of later dynasties describe Qin Shi Huangdi as paranoid, though the two documented attempts on his life suggest that some fear would not have been irrational. Desiring to preserve his power eternally, he had the ideal army constructed, and placed to the east of his tomb — the direction of his enemies in life.

This massive project should be seen in the context of Qin Shi Huangdi’s other efforts, including the beginning of the Great Wall of China, built to keep out northern invaders in the world of the living. The first emperor gained unified control over China through military force, censorship of information and ideas, and a strong defense against outside forces. Having accomplished this, he then worked to ensure that he would continue to hold such worldly power — even after his death.

Additional resource


Greeks May Have Influenced China’s Terra Cotta Army

Though the 13th-century Italian explorer Marco Polo may have been the first Western European to leave a detailed chronicle of his travels to Asia, he was certainly not the first to make the trip. Chinese historians recorded earlier visits by people thought to be emissaries from the Roman Empire, which took place during the second and third centuries A.D. In the third century, during the Han dynasty, came the formal establishment of the Silk Road trade route, a network of caravan stops and trading posts linking China and the West.

The 2,200-year-old Terra Cotta Army on display in Xian, China. (Credit: China Photos/Getty Images)

According to archaeologists and historians now working on China’s famous Terra Cotta Army, meaningful contact between East and West may have begun far earlier. They believe the lifelike appearance of the statues may have been inspired by or modeled on ancient Greek sculptures, suggesting Western influence in the era of China’s first emperor, some 1,500 years before Marco Polo’s famous voyage.

Emperor Qin Shi Huang, founder of the Qin dynasty, ascended to the throne in 246 B.C. at the tender age of 13. Over the next 25 years, he unified a number of warring kingdoms and implemented stabilizing policies, including the standardization of coins, weights and measures and the building of roads and canals. Qin also undertook various ambitious building projects during his reign, including the earliest version of the Great Wall, built along the country’s northern border to protect against barbarian invasions, as well as his own mausoleum.

The figure of a kneeling archer on display at the British Museum. (Credit: Leon Neal/AFP/Getty Images)

According to the writings of the court’s historian, Siam Qian, Qin ordered construction of the tomb complex to begin early in his reign. More than 700,000 laborers worked to build it over three decades, and the project appears to have been left uncompleted after the emperor’s death in 209 B.C.

Flash forward to 1974, when a terrified farmer stumbled on the Terra Cotta Army after seeing a human face emerge among the vegetables in his fields. Archaeologists eventually unearthed some 8,000 sculptures from the pits in Xi𠆚n, all built to escort Emperor Qin into the afterlife and guard his final resting place. The life-size warrior figures included chariots, weapons and horses, and were sculpted in impressive detail, down to their hairstyles and the insignias on their armor.

Terra Cotta soldiers in battle formation. (Credit: Martin Moos/Getty Images)

Before Qin’s reign, China had no known tradition of building life-size sculptures. Though many other buried terra cotta soldiers have been found, earlier ones were much smaller, measuring less than 10 inches tall. According to Li Xiuzhen, a senior archaeologist at the Terra Cotta Army site, this significant departure in scale and style likely occurred when influences arrived in China from elsewhere–specifically, from ancient Greece.

“We now have evidence that close contact existed between the first emperor’s China and the west before the formal opening of the Silk Road. This is far earlier than we formerly thought,” Dr. Xiuzhen told the BBC, which collaborated with National Geographic on a documentary about the team’s findings. “We now think the Terra Cotta Army, the acrobats and the bronze sculptures found on site, have been inspired by ancient Greek sculptures and art.”

Credit: Keren Su/Getty Images

What’s more, Greek artists may even have been on hand themselves to instruct their Chinese counterparts in sculpture techniques. “I imagine that a Greek sculptor may have been at the site to train the locals,” said Lukas Nickel, the chair of Asian art history at Vienna University and a member of the team working on the history of the Terra Cotta Army.

It’s widely believed that Alexander the Great’s military campaign to India in 326 B.C. was the first point of contact between East and West, leaving behind a cultural tradition of Greco-Buddhist art. But the new theory goes further, suggesting that in the century after Alexander’s campaign, Greek statues could have made their way to China and influenced the Terra Cotta Army.

Xi𠆚n, Shaanxi, China, North-East Asia, Asia

To support this theory, Dr. Xiuzhen and her fellow experts point to a separate study, which found ancient mitochondrial DNA, specific to Europeans and dating to the time of the first emperor, in Xinjian province, the westernmost region of China. Such findings suggest Europeans may have settled in the province before and during Qin Shi Huang’s reign.

In addition to the possible link with ancient Greece, the archaeologists at the site have also discovered that Qin’s tomb complex is far larger than they first thought, some 200 times bigger than Egypt’s Valley of the Kings. Alongside the Terra Cotta Army, the mausoleum also contained the mutilated remains of women, believed to have been high-ranking concubines of the emperor. The skull of a man, found with a crossbow bolt embedded in it, is believed to have belonged to the emperor’s son, who was killed along with others during a power struggle after his father’s death.


History and Construction of Terracotta Warriors and Horses

In 221 B.C., Emperor Qin Shi Huang of the Qin dynasty established the first centralized feudal dynasty in China. After his death, he was buried at the northern foot of Lishan Hill in the east of Lintong County. The tomb has been reduced to half its size after 2,000 years of water and soil erosion, but still impressive - 76 meters high and a fundamental space of 120,000 square meters.

One unusual detail about the construction of the tomb is that the emperor had the building begin shortly after becoming king of Qin at the age of 13. This action contradicted Confucian wisdom that a son should demonstrate respect for his father by building as impressive a memorial as possible and that a man should never plan his own funeral rites.

The tomb took 39 years and 700,000 workers to reach completion. It had pearls embedded in the ceiling to represent the stars, and rivers and lakes were modeled with liquid mercury. The tomb itself has not been opened yet.



Mar 29, 1974 CE: Terra-Cotta Warriors Found

On March 29, 1974, the terra-cotta warriors were discovered in Xian, China.

Anthropology, Archaeology, Arts and Music, Social Studies, World History

Terra Cotta Warrior

A terra-cotta army of more than 8,000 life-size soldiers guarded the burial site of China's first emperor, Qin Shi Huang Di. The Terra-Cotta Warriors were only discovered in 1974.

Photograph by O. Louis Mazzatenta, National Geographic

On March 29, 1974, the first in an extensive collection of terra-cotta warriors was discovered in Xian, China. Local farmers came across pieces of a clay figure, and these shards led to the discovery of an ancient tomb, vast in its size and number of artifacts. The tomb was ordered to be built by Qin Shi Huangdi, the first emperor of China. The portion containing his remains are still unexcavated.

In the part of the tomb that has been excavated, thousands of sculptures of horses and warriors in full armor stand in battle formation. The warriors are life-size, with most about two-meters (six-feet) tall. The sculptures weigh up to 272 kilograms (600 pounds) each. Each warrior has unique characteristics&mdashfacial features, hairstyle, clothing, and pose.

In recent years, museums outside China have hosted exhibitions featuring a small number of the terra-cotta warriors. The warriors in Xian remain in their original positions facing east, the direction from which the emperor&rsquos enemies had come.


Ancient Greeks may have built China's famous Terracotta Army – 1,500 years before Marco Polo

Ancient Greeks artists could have travelled to China 1,500 years before Marco Polo’s historic trip to the east and helped design the famous Terracotta Army, according to new research.

The startling claim is based on two key pieces of evidence: European DNA discovered at sites in China’s Xinjiang province from the time of the First Emperor in the Third Century BC and the sudden appearance of life-sized statues.

Before this time, depictions of humans in China are thought to have been figurines of up to about 20cm.

But 8,000 extraordinarily life-like terracotta figures were found buried close to the massive tomb of China’s First Emperor, Qin Shi Huang, who unified the country in 221BC.

Recomendado

The theory – outlined in a documentary, The Greatest Tomb on Earth: Secrets of Ancient China, to be shown on BBC Two on Sunday – is that Shi Huang and Chinese artists may have been influenced by the arrival of Greek statues in central Asia in the century following Alexander the Great, who led an army into India.

But the researchers also speculated that Greek artists could have been present when the soldiers of the Terracotta Army were made.

One of the team, Professor Lukas Nickel, chair of Asian art history at Vienna University, said: “I imagine that a Greek sculptor may have been at the site to train the locals.”

Other evidence of connections to Greece came from a number of exquisite bronze figurines of birds excavated from the tomb site. These were made with a lost wax technique known in Ancient Greece and Egypt.

Recomendado

There was a breakthrough in sculpture particularly in ancient Athens at about the time when the city became a democracy in the 5th century BC.

Previously, human figures have been stiff and stylised representations, but the figures carved on the Parthenon temple were so life-like it appeared the artists had turned stone into flesh.

Their work has rarely been bettered – the techniques used were largely forgotten until they were revived in the Renaissance when artists carved statues in the Ancient Greek style, most notably Michelangelo’s David.

Dr Li Xiuzhen, senior archaeologist at the tomb’s museum, agreed that it appeared Ancient Greece had influenced events in China more than 7,000km.

“We now have evidence that close contact existed between the First Emperor’s China and the West before the formal opening of the Silk Road,” the expert said.

“This is far earlier than we formerly thought.

“We now think the Terracotta Army, the acrobats and the bronze sculptures found on site have been inspired by ancient Greek sculptures and art.”

Unearthing a newly-found terracotta army

1 /13 Unearthing a newly-found terracotta army

Unearthing a newly-found terracotta army

398641.bin

Unearthing a newly-found terracotta army

398564.bin

Unearthing a newly-found terracotta army

398563.bin

Unearthing a newly-found terracotta army

398562.bin

Unearthing a newly-found terracotta army

398566.bin

Unearthing a newly-found terracotta army

398565.bin

Unearthing a newly-found terracotta army

398571.bin

Unearthing a newly-found terracotta army

398570.bin

Unearthing a newly-found terracotta army

398569.bin

Unearthing a newly-found terracotta army

398568.bin

Unearthing a newly-found terracotta army

398567.bin

Unearthing a newly-found terracotta army

398572.bin

Unearthing a newly-found terracotta army

398573.bin

And Professor Zhang Weixing, lead archaeologist at the tomb site, said: “The archaeological work undertaken here recently is more important than anything in the last 40 years.

“By systematically examining the First Emperor’s main tomb and subsidiary burials we have discovered something more important even than the Terracotta Army.”

The mitochondrial DNA samples revealed Europeans had settled down in China and died there during the time of the First Emperor and even before then.

Hamish Mykura, of the National Geographic Channel, which made the documentary with the BBC, said: “The scope of these archaeological finds and what they mean for world history are astonishing.

“The new revelation that two of the world’s ancient super powers may have been in contact is a vital reminder today of the need for intercultural communication on a global scale.”

And BBC presenter Dan Snow said: “I hope audiences will find the new evidence as astonishing and thought-provoking as I did.


More Popular Terracotta Army Tours

China Highlights customers at the Terracotta Army Museum

No visit to Xi'an, or even China, is complete if you don't visit the Terracotta Army. See our more popular tours to explore this ancient wonder:

See more our Xi'an tours or contact us to tailor-make a tour to meet your requirements.


Ver el vídeo: EL PRIMER EMPERADOR DE CHINA (Julio 2022).


Comentarios:

  1. Dillon

    Información maravillosamente, muy entretenida

  2. Andrei

    Es obvio en mi opinión. Te aconsejo que intentes buscar en Google.com

  3. Yaduvir

    ¿Habrá una secuela?

  4. Ruhleah

    On some site I have already read almost the same collection of information, but thanks anyway

  5. Kerrigan

    Estas equivocado. Estoy seguro. Te invito a discutir. Escribe en PM, nos comunicaremos.

  6. Churchyll

    ¿Se considera una persona moderna y quiere saber todo sobre bienes y servicios con los que abunda el mercado de consumo hoy? Visite nuestro sitio web para obtener una variedad de artículos que le proporcionarán la opinión profesional de casi cualquier producto en el mercado hoy.



Escribe un mensaje